Cata de Can Ràfols dels Caus, el Garraf convertido en vino

Asistentes a la cata

El viernes pasado, dentro del ciclo de catas que presentamos en nuestro proyecto VinoDIvino, le tocó el turno a una de nuestras bodegas fetiche, Can Ràfols dels Caus. Carlos Esteva, el propietario, es un enamorado del vino, que se trasladó a estas tierras de sus abuelos, las regeneró, plantó nuevas variedades y utilizó técnicas novedosas para, en definitiva, tratar de elaborar vinos de calidad. 34 años después, nadie puede negar que lo ha conseguido !

En pleno Massís del Garraf, una gran masa calcárea, es en realidad una sucesión de colinas, de hasta 500 metros de altitud, desde alguna de las cuales se puede ver el mar. Tiene un microclima particular, con diferencias térmicas en el periodo de maduración de 24º, con máximas de 38 y mínimas de 14, lo que alarga este periodo y consigue que la concentración de azúcares y la madurez polifenólica (es decir, la presencia de taninos y antocianos) aumente lentamente. La producción está muy limitada, porque el suelo apenas alcanza 40 cm de profundidad, topando enseguida con rocas y arcillas. La misma bodega está excavada dentro de la piedra. Es una visita que merece la pena (podéis leer más sobre la visita que hicimos nosotros aquí).

Es una de las 40 bodegas englobadas en los Grandes Pagos de España, y produce vinos de una reconocida gran calidad, lo que justifica la expectación que se generó y que rápidamente se llenaran todas las plazas.

De la mano del sumiller de la bodega, Marc Rusca, tuvimos la suerte de probar 5 vinos (en realidad, 4 vinos y un cava). Aquí tenéis algunas notas:

Petit Caus Blanco 2012

Vino blanco joven, multivarietal (43% Xarel·lo, 25% Macabeu, 15% Chardonnay,Petit Caus Blanc 2012 2%Moscatell, 10% Chenin Blanc y 5% Parellada). Presenta un color paja, con destellos algo verdosos. Resulta muy afrutado en nariz, y en boca es sabroso, fresco, equilibrado, con notas florales y herbáceas. Un blanco fácil de beber, ideal para el verano, para tomarlo acompañando algún plato de pescado blanco, o incluso, como aperitivo.

Xarel.lo Pairal 2008

Xarel.lo Pairal 2008Un gran descubrimiento. Es un vino monovarietal, 100% Xarel.lo, que se recolecta muy maduro y se envejece en barricas nuevas de castaño. El resultado es un vino con un bonito color dorado, con aromas varietales a manzana, a cítricos, fresco y untuoso en boca, acidez equilibrada y un posgusto muy agradable. Un vino equilibrado, redondo y suave (apenas 13,5º). Es un vino que combina perfectamente con una tabla de quesos, incluso resiste compartirlo con una carne blanca.

Gran Caus Rosado 2012 

100% Merlot, la segunda sorpresa de la noche. No es el típico vinoGran Caus Rosado 2012 rosado, donde encuentres aromas a caramelos y un punto dulce. Es un vino afrutado, potente, sabroso, con un bonito color. En nariz recuerda un tanto a la fresa, y en boca se muestra denso, sabroso, fresco, redondo, con buena estructura y largo final. Gracias a su complejidad y potencia, las posibilidades de maridaje son extensas. Todos los asistentes quedaron gratamente sorprendidos.

Pedradura 2006

85% Marselan, 15% Petit Verdot, es un tinto muy especial e interesantePedradura 2006. La Marselan es un cruce entre Garnacha y Cabernet Sauvignon, creada para hacerla resistente a la botritis. Este vino presenta un intenso color cereza, con ribete amarronado, con aromas a frutas rojas muy intensos, toques balsámicos y que en boca es sedoso, sabroso, intenso y largo. Un vino para recomendar y quedar bien.

Parisad 2003

Cava Parisad 2003La sorpresa final. Un cava de Xarel.lo, Chardonnay y Macabeo, que no parece un cava, sino casi, un vino blanco fermentado en barrica. Tiene un precioso color dorado, una burbuja muy sutil, aromas frescos de crema pastelera, de miel, fruta blanca, tostados. Muy equilibrado, elegante y fresco. Seco al paladar con buena acidez. Fácil de beber, sutil, complejo y con gran intensidad. Nadie esperaba un cava así.

En definitiva, una gran noche de cata, el interés fue en aumento hasta llegar al final, los comentarios muy elogiosos. Una satisfacción el presentar una bodega y que todos sus vinos tengan tanta aceptación. El nivel para la siguiente cata está muy alto !